Actualización: Mié, 08 / Feb / 2017 3:39 pm
Miércoles, 08 / Feb / 2017
Media: 4

Tucumán en la Copa Libertadores vivió una historia de no creer

Atlético Tucumán no solo consiguió la clasificación a la siguiente llave de la Copa Libertadores, sino que también se metió en la historia de este certamen.

Tucumán en la Copa Libertadores vivió una historia de no creer

“Qué bonito es el fútbol”, una frase que cada vez tiene más relevancia en el mundo, muchas veces un partido de fútbol deja más que un ganador y un perdedor y en algunas ocasiones este deporte nos da lecciones de vida que nadie comprendería fácilmente.

También puedes leer: Philipp Lahm le dice adiós al fútbol

Atlético Tucumán, un club que pertenece a la Primera División del fútbol Argentino, logró no solo la clasificación a la siguiente llave en la Copa Libertadores, sino que también logró quedar en la memoria de los amantes de este deporte por toda la ‘odisea’ que vivieron para jugar este encuentro.  

El partido que se jugaría en la ciudad de Quito – Ecuador, estuvo a punto de ser cancelado por el retraso del club argentino, sin embargo pudo finalmente disputarlo con uniforme diferente, ganarlo y conseguir la anhelada clasificación a la siguiente ronda.

Pero lo que no se esperaba es que el equipo visitante tardaría en llegar al estadio Atahualpa más de hora y media después de la hora señalada y que el reglamento de la Conmebol lo amenazaba por ello con la eliminación.

El Nacional quería apegarse al reglamento, que daba 45 minutos de margen de espera en caso de fuerza mayor como la de hoy, que se originó en un retraso de tres horas del Tucumán para salir del aeropuerto de la ciudad de Guayaquil, base que eligió para minimizar los rigores de la altitud.

Pero el partido se jugó "bajo protesta" del conjunto ecuatoriano.

Y el espigado Fernando Zampedri obró el milagro del Tucumán con un cabezazo a los 63 minutos que dejó a mitad de camino al portero Darwin Cuero.

La confusión de la llegada hizo que el equipo de Tucumán llegara sin uniformes ni botines y tuviera que pedir equipación prestada a los jugadores de la selección sub'20 de Argentina que disputa en Quito el campeonato sudamericano de la categoría.

Sobre los motivos del retraso, los directivos del Atlético Tucumán responsabilizaron a la aerolínea que los transportó.

El conjunto orientado por Pablo Lavallén no pudo ejercitarse y entró en la cancha directamente a cumplir el compromiso. Sorprendente porque controló la mayor parte del juego.

La insistencia del punta Zampedri lo premió finalmente con el gol, al minuto 63, con golpe de cabeza tras un centro de David Barbona.

El Atlético Tucumán se encontrará en la tercera fase con el Atlético Junior, que horas antes goleó al Carabobo por 3-0. En la ida, el conjunto colombiano había vencido en territorio venezolano por 0-1.

También puedes leer: 

#SudamericanoSub20 Hoy juega la 'tricolor' en un duelo imporante en el que decidirá su paso al Mundial.

Posted by Colombia.com on Wednesday, February 8, 2017

 

Media: