Bolivia.com
P I C A R O S

Llega una viejita a una sucursal de un banco pidiendo hablar con el gerente...
"Señorita quiero hablar con el gerente del banco pues vengo a abrir una cuenta"
La funcionaria muy atenta, le dice que ella le puede ayudar...
"No quiero que me atienda el gerente pues mi deposito es muy fuerte".
Después de mucho insistir, por fin le atiende el gerente del banco
"¿Dígame señora?".
Pues quiero abrir una cuenta de banco y mi deposito es muy fuerte...
¿Con cuánto la quiere abrir?".
- Y la señora saca de una maleta con doscientos millones de pesos-
-El gerente asombrado le pregunta-
"¿Señora si no es mucho preguntar, de donde saco tanto dinero?".
"¡Aaaah!, es que yo vivo de las apuestas.
¿Haber, haber y cómo está eso?.
Pues si yo por ejemplo, le puedo apostar a que usted tiene los testículos cuadrados.
El gerente del banco suelta una carcajada...
La viejita le dice y para ello aquí tengo cincuenta millones de pesos para apostar.
-El gerente sorprendido y seguro de lo que tenia le dice-,
"Esta bien señora, le apuesto cincuenta millones a que no.
Y la señora le dice que para que haya total fe de el asusto en cuestión, se veían mañana a las diez de la mañana con su abogado y así constatar la apuesta.
El gerente feliz se va para su casa y con intriga se empieza a revisar, mira a través de un espejo, le pregunta a su mujer y total se acuesta seguro de su éxito.
A la mañana siguiente llega la señora y el abogado a las diez de la mañana y se disponen a verificar la apuesta.
La señora le dice:
"Haber señor, bájese los pantalones"
- y el se los baja -
"Quítese los interiores"
-y él se los quita-.
Y la señora le dice:
¿Puedo tocar sus testículos como prueba final?
-Y el gerente ya en pelotas lo aprueba.
Para ello ve al abogado dándose de golpes en la cabeza contra la pared.
El gerente le dice está usted conforme.
La viejita le dice que si.
Y el gerente le dice:
"¿Me debe cincuenta millones?".
Y la señora le dice:
"Si, hable con mi abogado"
El le dice es que se está dando de golpes en la cabeza contra la pared
La señora le dice:
"Ah si, no se preocupe..., es que le aposté cien millones a que hoy y a esta hora iba a tener los testículos del gerente de este banco en mi mano

  ADVERTENCIA: El contenido de algunos de los chistes listados en nuestras secciones son para mayores de edad .
 
Envía aquí tu chiste