Inicio E-Mail Chat Postales Humor Especiales Horóscopo Clasificados BoliviaMall.com Turismo Fútbol
Informativos
El País
Internacional
Economía
Sociedad
Deportes
Fútbol
Ciencia y tecnología
Servicios
Amigos y contactos
Cambio de moneda
Chat
Clasificados
E-mail gratis
Postales
Encuestas
Tv Bolivia
Radios
Entretenimiento
Actualidad
Cine
Horóscopo
Humor
Juegos
Modelos
De Bolivia
Turismo
El sabor de Bolivia
Históricos
Campeones del 63
Guerra del Pacífico
Revolución del 52
Los Kjarkas
Otros especiales
Más especiales

6/25/2003

La cirugía estética está cada vez más de moda

(La Razón)

Un reportaje de Beatriz Andrade con fotos de Reuters y AFP

El pecho, la nariz, los pómulos, la cola... nada escapa al buen arte del bisturí. Principalmente las mujeres, pero en la última época también los hombres, recurren al quirófano para mejorar aquellas partes de su cuerpo que no les satisfacen. Lo más importante es acudir a un profesional acreditado y no jugarse la salud poniéndose en malas manos sólo por ahorrarse unos dólares.

Dibujar curvas, inventar o desaparecer volúmenes, borrar arrugas... crear formas perfectas son fruto de unir arte y ciencia en la cirugía plástica.

En los últimos cinco años las operaciones estéticas se han incrementado notablemente. Estados Unidos marca los mayores índices de estas intervenciones además de ofrecer al negocio de la belleza cada vez más novedosas técnicas para mejorar los resultados. En Latinoamérica ocurre algo similar. El año pasado, en Brasil se registraron 400.000 cirugías plásticas tanto de hombres como de mujeres y en Bolivia el doctor Miguel Quezada, presidente de la Asociación de Cirujanos Plásticos, asegura que en los dos últimos años las cirugías de este tipo también han aumentado considerablemente. “En general, las intervenciones estéticas en el país han aumentado un 30 por ciento. La rinoplastia aumentó en un 40 por ciento, las lipoaspiraciones 35 por ciento, la facial 20 por ciento, las de mamas y abdomen 15 por ciento”.

Una solución para cada problema

Definitivamente, día a día más personas recurren al bisturí y a las prótesis para moldear su figura pues existen cirugías plásticas para mejorar casi todas las áreas del cuerpo, desde las pantorrillas hasta el cabello. Y así lo hace Carlos Lino Mérida, uno de los más reconocidos cirujanos plásticos del país. Dos años de estudiar cirugía general, tres de plástica más uno de bellas artes en la facultad de Medicina de la Universidad de Sao Paulo y cursos de posgrado en cirugía estética en Milán, Italia y París (1982) le dieron la pericia para dar formas perfectas “en casi 8.500 intervenciones de todo tipo, estéticamente hablando”, dice el médico.

Lino Mérida recuerda su regreso a Santa Cruz en 1983 donde comenzó a ejercer. “Soy pionero en la lipoaspiración, yo he traído esa técnica a Bolivia y en este tipo de operación tengo más de 4.000 operaciones, gracias a Dios sin ningún óbito”. Esta intervención se la realiza a fin de eliminar el exceso de grasa localizada en ciertas zonas del cuerpo como abdomen, caderas, muslos y glúteos. “Las liposucciones o lipoesculturas, generalmente las de abdomen, se las recomienda a quienes tienen flacidez sea por haber adelgazado mucho o por varios embarazos”, explica el galeno.

Otra de las plásticas que se realiza con mayor frecuencia es la rinoplastia, cirugía capaz de convertir una nariz aguileña en una respingada. Y la solución a las piernas extremadamente delgadas también se la encuentra en el quirófano. Lino Mérida realiza intervenciones para aumentar el volumen de las pantorrillas. “Utilizo prótesis americanas de forma oval que han dado excelentes resultados. Pero debo mencionar que existen técnicas a las que se las denomina relleno y se las realiza colocando grasa en esta zona. Hasta este momento, esto no funciona. Por el contrario, pueden ser cirugías de gran riesgo porque pueden haber embolias y como consecuencia, muertes”, advierte el médico que en 20 años de ejercer su profesión ha adquirido amplia experiencia.

Es así que bajo sus manos se ponen decenas de mujeres para operarse el busto. “La intervención que más realizo en mi clínica privada es las de senos, sea para aumentarlos o para disminuirlos”. Bajo una nueva técnica de anestesia que el médico emplea -fuerte sedación y anestesia local- realiza un corte de aproximadamente dos a tres centímetros en la aureola del pezón. Por este espacio se introducen y acomodan, por detrás del músculo, la prótesis de silicona. Unas suturas y el volumen de los senos habrá aumentado según el gusto de la paciente y las sugerencias del profesional, acuerdo que se lo hace previo a la cirugía.

Entre la lista de posibilidades de perfeccionar el cuerpo están las cirugías faciales que eliminan arrugas y líneas de expresión muy marcadas en el rostro. Hasta la calvicie ya tiene solución, basta un implante capilar y el cabello recubrirá la cabeza.

Recomendaciones previas

Antes de echarse sobre la mesa de operaciones, el paciente debe tener la plena seguridad de que el médico que le operará es el profesional adecuado. Y es que en varias ocasiones, personas particulares o de centros de estética realizan intervenciones que sólo las debe hacer el cirujano plástico. “Dermatólogos, otorrinos, ginecólogos y hasta cosmetólogos se dedican a inyectar ciertos remedios que son exclusivamente de uso médico para cirujanos plásticos. Eso es una falta de ética y de respeto al paciente. Nadie hace nada para que no existan falsos diagnósticos ni operaciones con una serie de complicaciones que luego resultan ser culpa del paciente sólo para justificar la negligencia”, dice el doctor Lino quien además recomienda conocer la trayectoria del cirujano.

“Uno de los principales aspectos que el paciente debe saber es que las operaciones estéticas no son baratas porque si bien se trata de una persona sana que se va a operar, de igual manera se necesitan varios exámenes preoperatorios, consultas y por supuesto una clínica donde la infraestructura sea adecuada para brindarle seguridad tanto en personal como en equipos y medicamentos y, asociado a esto, la destreza y experiencia del médico”.

Y es que las cirugías llevadas a cabo en consultorios abaratan costos, pero el riesgo de complicaciones e infecciones es mayor. El hombre o la mujer que decida hacerse una cirugía plástica debe guiarse no por el precio sino por la hoja de vida, la trayectoria y los resultados con los que el médico cuenta.

Edades y cirugías

En algunos países las chicas que van a cumplir 15 ó 16 años piden como regalo una cirugía plástica que deje una bonita nariz o una piel libre de acné y de sus secuelas. Así, a esa edad empiezan a pensar en la cirugía plástica como una alternativa de belleza. En Bolivia en cambio, el recorrido por consultorios y quirófanos empieza a los 18 y la mayoría de las mujeres que deciden operarse optan por aumentarse los senos, intervención que se la puede realizar a cualquier edad. Lo mismo que la famosa lipo -lipoescultura- que se la hacen hombres y mujeres entre los 20 y 50 años. Y la cirugía de rejuvenecimiento que elimina las arrugas que el tiempo deja en el rostro se la mandan a hacer, particularmente las féminas que van por encima de los 40 años.

No hay edad para aumentarse los glúteos y si no se sabía en el país hace cuatro años esta cirugía es muy cotizada, especialmente en Santa Cruz. Lino también la realiza, pero él recomienda que ésta y cualquiera de las plásticas se las realice a partir de los 20 años. Cuando la persona esté cien por ciento segura de lo que quiere.

Y es que en éstas como en otras cirugías no se admiten errores, pues la piel es irreemplazable. “Si se saca un pedazo de piel no hay cómo reponerlo”. Por eso, se trabaja con geometría, simetría, diseño y arte así resulta la perfección. “Perfección que no se limita a formas visuales o siluetas, lo ideal es la conjugación del interior con el exterior”.

El pecho, la nariz, los pómulos, la cola... nada escapa al buen arte del bisturí. Principalmente las mujeres, pero en la última época también los hombres, recurren al quirófano para mejorar aquellas partes de su cuerpo que no les satisfacen. Lo más importante es acudir a un profesional acreditado y no jugarse la salud poniéndose en malas manos sólo por ahorrarse unos dólares.

La cirugía estética para el aumento o la disminución de senos es una de las más practicadas. En algunos países incluso las jóvenes de 18 años piden esta operación como regalo por su graduación.




Correspondencia, sugerencias e informaciones a:
tecnologia@bolivia.com
Fax : 591-2-225734 

Exprese su opinión en los foros de Bolivia.com

 

 

 


 
 
Correspondencia, sugerencias, informaciones ingrese a: Contáctenos
Anuncia en Bolivia.com | Acerca de Interlatin | Información Corporativa | Información Legal

Visite: Colombia.com | Futbolargentino.com
Bolivia.com no está afiliado al Gobierno Boliviano. Bolivia.com es una marca de Interlatin Corp.
Bolivia.com is not affiliated with nor sponsored by the Government of Bolivia. Bolivia.com is a trademark of Interlatin Corp.