Por: Micaela Sanjines Ordóñez • Bolivia.com

Jocelyn lleva 9 meses en coma después de practicarse un aborto en una clínica clandestina

Jocelyn lleva 9 meses en coma tras practicarse un aborto en una clínica presuntamente clandestina. El médico que la atendió se enfrenta a cargos por los delitos de lesiones graves y leves.

Actualización
Aborto. Foto: Unsplash Marcelo Leal
Aborto. Foto: Unsplash Marcelo Leal

Jocelyn lleva 9 meses en coma tras practicarse un aborto en una clínica presuntamente clandestina. El médico que la atendió se enfrenta a cargos por los delitos de lesiones graves y leves.

Una mujer de 32 años, identificada como Joselyn, se sometió a un aborto ilegal en noviembre de 2021 y quedó en estado vegetativo. A la fecha, su estado no mejora.

Este martes el médico que la atendió fue aprehendido y es acusado por los delitos de lesiones graves y leves. La pareja de la víctima también fue citada a declarar para esclarecer el caso.

Joselyn habría ingerido pastillas abortivas el 13 de noviembre de 2021, las cuales le provocaron un sangrado constante hasta el 20 del mismo mes.

“Ella habría consumido, según el enamorado, pastillas abortivas el día 13 y hasta el 20 estaba sangrando”, dijo el director departamental de la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia (Felcv) de La Paz, Jhonny Vega.

 Es así que Jocelyn fue trasladada a una clínica, presuntamente clandestina, en la zona Garita de Lima (La Paz), para ser atendida de urgencia.

Ese día, la joven y su pareja ingresaron a ese supuesto centro médico al mediodía, según las imágenes de cámaras cercanas al lugar.

La autoridad informó que el médico que atendió a Joselyn, le inyectó anestesia para realizar el legrado, pero ella ya no despertó.

Según el reporte policial el médico al ver que no despertaba procedió a inyectar otro medicamento.

“Él menciona que vuelve a darle otro medicamento con el que empieza a convulsionar y al ver esta situación la lleva hasta el hospital Arcoíris”, detalló Vega.

El certificado forense de la mujer señala que sufre de hipoxia cerebral y se encuentra en estado vegetativo.

El médico y la pareja de la víctima recibieron detención domiciliaria por el delito de aborto. Pero desde el lamentable hecho, Jocelyn no mostró ninguna mejoría; por lo que ahora el médico de 70 años que la atendió es investigado por los delitos de lesiones graves y leves.

“(El médico) esperaba que la víctima se recupere, pero ya haciendo una valoración médica a través del IDIF y por los mismos médicos que la atienden en el Hospital Arcoíris, indican que la víctima no va a tener una recuperación, sigue en estado de coma. Es por eso que se ha ampliado (la denuncia) por el delito de aborto y luego por el delito de agresiones graves”, explicó Vega a Unitel.

Artículos Relacionados

+ Artículos