Bolivia.com La Paz Martes, 19 / Abr / 2016

Gobierno creó el pasado 14 de abril, la Dirección General de Redes Sociales

El Gobierno aprobó un decreto que crea la Dirección General de Redes Sociales, dependiente del Ministerio de Comunicación.

Gobierno creó la Dirección General de Redes Sociales

La nueva entidad tiene el fin de difundir información sobre su gestión y facilitar la "difusión, consulta e interacción" del Ejecutivo a través de las redes sociales.

La Dirección de Redes Sociales, cuya creación trascendió a los medios, fue instituida el pasado 14 de abril, un día antes de que el presidente boliviano, Evo Morales, abriera una cuenta en Twitter, la misma red social a la que unas semanas antes calificó de "recolector de basura".

Mediante un decreto supremo firmado por el vicepresidente Álvaro García Linera, que ejercía en esa fecha como presidente interino por un viaje al Vaticano de Morales, el Gobierno creó este organismo apenas dos meses después de culpar a las redes sociales de su derrota en el referendo sobre la reelección del mandatario.

El decreto, que fue publicado este martes por Erbol digital, establece que la misión principal de la Dirección de Redes Sociales es "desarrollar estrategias de difusión, consulta e interacción con las cibercomunidades" y promover el uso de estas plataformas "con la sociedad civil".

También se busca "mejorar las plataformas de información y comunicación de la gestión del Estado mediante la utilización de las redes sociales".

Por el momento, ninguna de las cuentas oficiales de organismos gubernamentales y estatales de Bolivia en las redes Facebook y Twitter aparece verificada por esas propias plataformas, ni siquiera la del presidente Evo Morales.

La creación de esta Dirección General y la reciente llegada a Twitter de Morales, que durante años ha mostrado su desconfianza en las redes sociales, se produce en medio de una polémica sobre las llamadas del oficialismo a regular este tipo de medios.

El Gobierno boliviano ha responsabilizado a las redes de la derrota de Morales en el referendo celebrado en febrero pasado sobre una modificación de la Constitución que le habría permitido presentarse de nuevo a las elecciones en 2019, en busca de un cuarto mandato consecutivo.

Tras su descalabro en la consulta popular, Morales aventuró la necesidad de regular de alguna forma las redes sociales, en las que, según él, fue víctima de una "guerra sucia".

Además, el mandatario se ha quejado de que después de que su Gobierno haya abaratado el acceso a internet y a los teléfonos celulares, ahora estos instrumentos son usados en su contra. EFE