Bolivia.com
A N I M A L E S

Había una vez un pollito que desde su nacimiento le decía a la mamá que él era pingüino, y que quería estar con los demás pingüinos. La mamá lo mandó a Alaska, cuando el pollito llegó a Alaska sentió muchísimo frio y empezó a decir pupupupupupu, los pingüinos al escucharlo le dicen:
- nosotros no decimos así
pero como no aguantó el frio dijo:
pupupupupupupuuuutaaaa friiiiooooooo !!!!!

  ADVERTENCIA: El contenido de algunos de los chistes listados en nuestras secciones son para mayores de edad .
 
Envía aquí tu chiste