Por: EFE • Bolivia.com

Presidente Luis Arce reivindica ante la ONU que en Bolivia hubo un "golpe de Estado"

El mandatario boliviano, durante una intervención, tocó temas como la crisis sanitaria por la pandemia de la COVID-19 y lo ocurrido en 2019.

Presidente de Bolivia, Luis Arce. Foto: EFE
Presidente de Bolivia, Luis Arce. Foto: EFE

El mandatario boliviano, durante una intervención, tocó temas como la crisis sanitaria por la pandemia de la COVID-19 y lo ocurrido en 2019.

El presidente boliviano, Luis Arce, reivindicó en la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU) que en 2019 hubo un "golpe de Estado" en Bolivia alentado por instancias internacionales, algunos Gobiernos de la región y organizaciones no gubernamentales.

El mandatario boliviano, durante una intervención de casi media hora, tocó temas como la crisis sanitaria por la pandemia de la COVID-19, planteó la liberación de las patentes de las vacunas y el "alivio de la deuda externa" como algunas "soluciones integrales" al actual momento mundial.

Arce se refirió a los sucesos durante la crisis política y social que vivió Bolivia en 2019 mencionando que se produjo una "ruptura del orden constitucional" con la participación de "actores nacionales políticos" como comités cívicos, "malos efectivos" de la Policía y las Fuerzas Armadas, además, de la "jerarquía católica" y de "medios de comunicación hegemónicos".

El jefe de Estado señaló nuevamente a la Organización de Estados Americanos (OEA) y a su secretario general, Luis Almagro, por promover "golpes de Estado" y "desestabilizaciones", al Gobierno del expresidente de Argentina, Mauricio Macri por el envío de "armas y municiones a golpistas" y al entonces representante de la Unión Europea en Bolivia.

Mencionó que durante el Gobierno interino de la expresidenta Jeanine Áñez "se vulneró sistemáticamente el derecho y el debido proceso" y se produjo la "persecución, procesamiento y encarcelamiento" cotidiano de personas inocentes.

También señaló que su Gobierno buscará "que se haga justicia" por los cerca de 40 muertos en esos hechos que, según organismos de derechos humanos del país y del exterior, incluyen a fallecidos de sectores afines al actual Gobierno boliviano como de los que denunciaban fraude en las frustradas elecciones de 2019.

Artículos Relacionados

+ Artículos