Bolivia.com La Paz Martes, 01 / Mar / 2016

Defensor exige no usar a niño en polémica de Morales y su expareja

Archivado en Política

El Defensor del Pueblo, Rolando Villena, exigió a las autoridades y medios de comunicación "que cesen en la utilización de una temática que sólo incumbe e interesa a la madre y al padre del niño".

Rolando Villena, defensor del Pueblo. Foto: ABI
Rolando Villena, defensor del Pueblo. Foto: ABI

La Defensoría emitió un comunicado en que lamenta la condición "machista, adultista y patriarcal" de la sociedad boliviana, donde "la desprotección, el abandono y la instrumentalización de las niñas, niños y adolescentes se han naturalizado".

Además, criticó que algunas autoridades políticas y ciudadanos del país hicieran "escarnio" de Zapata, que se encuentra en prisión preventiva por presuntos delitos de "legitimación de ganancias ilícitas, enriquecimiento de particulares con afectación al Estado y uso indebido de influencias en grado de complicidad".

La relación que tuvieron Morales y Zapata, y de la que en 2007 nació un niño, se conoció hace unas semanas, en medio de la campaña del referendo sobre la reelección del mandatario, quien reconoció que mantuvo un noviazgo con la mujer, aunque aseguró que no la veía desde 2007 y que el bebé que tuvieron había fallecido.

Zapata era hasta hace unos días gerente comercial en Bolivia de una empresa china a la que el Estado adjudicó millonarios contratos de forma directa y sin licitación, lo que provocó que Morales fuera acusado de tráfico de influencias hacia su expareja.

El caso dio un giro la semana pasada al conocerse que, según familiares de la empresaria, el hijo que tuvieron la mujer y el gobernante está vivo.

Villena señaló que la detención de Zapata fue "arbitraria".

También tachó la actitud de algunos miembros del Ejecutivo de "abiertamente patriarcal, misógina y violenta contra una mujer por el hecho de serlo" y advirtió que no se está respetando la presunción de inocencia de la empresaria.

El comunicado lamenta que en Bolivia se traten los temas relacionados con menores de modo "irresponsable, superficial e irrespetuoso, especialmente cuando se encuentran en juego factores de poder e intereses políticos y económicos".

El Defensor del Pueblo recordó que "en Bolivia rigen las leyes y los principios que protegen los derechos de las niñas, niños y adolescentes, por encima de cualquier interés, estrategia jurídica, instrucción de autoridad pública, cálculo electoral, rating de audiencia o afecto o desafecto político".

También instó a "que no se desvirtúe el fondo de este asunto", que sería investigar "las graves denuncias de corrupción" en torno al caso. EFE