Actualización: Mar, 19 / May / 2020 10:33 am
Bolivia.com La Paz Mar, 19 / May / 2020 10:32 am

Memorias del boliviano Blacut, el primer latino que jugó en el Bayern Múnich

En 1963, Bolivia se coronó en el Campeonato Sudamericano con un joven Ramiro Blacut consagrado como el mejor jugador del torneo.

SIGUENOS EN:

Google News
Extécnico de la selección boliviana de fútbol, Ramiro Blacut. Foto: EFE
Extécnico de la selección boliviana de fútbol, Ramiro Blacut. Foto: EFE

La vuelta de la Bundesliga alemana tras 66 días de pausa forzada por la pandemia del coronavirus levantó las memorias periodísticas sobre Ramiro Blacut, el boliviano que en la década de 1960 abrió la senda en el Bayern Múnich para los futbolistas latinoamericanos.

El portal deportivo Late recordó a Blacut con una nota titulada "El campeón boliviano que jugó con el Káiser", en alusión a que el boliviano fue compañero de Franz Beckenbauer, entre otras figuras del fútbol germano, en un Bayern que por entonces estaba en la segunda división.

Era 1963 y Bolivia acababa de coronarse en el Campeonato Sudamericano con un joven Ramiro Blacut consagrado como el mejor jugador del torneo.

Tras aquella hazaña decidió irse a Alemania para estudiar en la ciudad de Karlsruhe, recordó el exfutbolista y exseleccionador boliviano en declaraciones a Efe.

Primero jugó para el equipo de esa ciudad, aunque recién pudieron inscribirle oficialmente en 1964, pues el libro de pases ya estaba cerrado cuando le ficharon, pero su futuro en Alemania estaba en otro lugar.

"Me dijeron que había dirigentes del Bayern que querían verme jugar, porque a través de la embajada se enteraron de que Bolivia salió campeón y que yo estaba en Alemania", contó.

Tras hacerle unas pruebas, le convencieron de jugar para el equipo bávaro, que buscaba ascender a la Bundesliga.

"Había 42 equipos en cinco series en Alemania, o sea, era bien difícil conseguir el ascenso", dijo Blacut para resaltar que junto a él se inscribieron varios juveniles al Bayern, entre ellos el 'Káiser' Beckenbauer, el portero Sepp Maier y el goleador Gerd Müller, quienes luego se convirtieron en astros del fútbol mundial.

Esto ocurrió en 1964, cuando el boliviano tenía 19 años y combinaba el fútbol con sus estudios y el trabajo, algo requerido a los jóvenes alemanes en aquella época, según explicó.

Los entrenamientos eran a partir de las cinco de la tarde, pero hasta esa hora los jugadores tenían otras ocupaciones, ya sea estudios u otros oficios.

Por ejemplo, Maier era herrero y Blacut estudiaba construcción civil y también trabajaba como obrero.

El anhelado salto a la Bundesliga se produjo en 1965, con buenos recuerdos para el boliviano, que fue elogiado varias veces por el plantel técnico por su desempeño, según recordó.

Tras sufrir una lesión que le mantuvo lejos de la cancha por varios meses, Blacut retornó a Bolivia en 1966, con la herencia de lo aprendido del fútbol alemán, del que destacó la precisión y la potencia física de sus jugadores.

"Me fue bien, porque estuve contento; había tenido bastante éxito a pesar de la lesión", agregó.

El boliviano militó después en el Bolívar de La Paz, el Melgar peruano y los también bolivianos The Strongest y Universitario de La Paz.

Su recorrido como técnico es mucho más amplio, pues incluye a una decena de clubes bolivianos, además de los ecuatorianos Aucas, El Nacional y Deportivo Cuenca, y también dirigió a la selección boliviana en tres ocasiones.

Con información de EFE - Bolivia.com

SIGUENOS EN:

Google News