Por: Micaela Sanjines Ordóñez • Bolivia.com

El centro nuclear de Bolivia ya completó dos fases de su construcción

A través del Complejo Ciclotrón-Radiofarmacia y Preclínica (CCRP), se realizarán más de 5 mil procedimientos médicos para el diagnóstico y tratamiento de diferentes enfermedades oncológicas al año

Actualización
El centro nuclear nace de la colaboración entre Rusia y Bolivia. Foto: Facebook Rosatom
El centro nuclear nace de la colaboración entre Rusia y Bolivia. Foto: Facebook Rosatom

A través del Complejo Ciclotrón-Radiofarmacia y Preclínica (CCRP), se realizarán más de 5 mil procedimientos médicos para el diagnóstico y tratamiento de diferentes enfermedades oncológicas al año

Desde el 5 de agosto, la corporación estatal proveniente de Rusia, Rosatom, inició la operación de prueba de las primeras instalaciones industriales del Centro de Investigación y Desarrollo de Tecnología Nuclear (CIDTN), que forman parte de las dos primeras fases de este gran proyecto.

Dicho proyecto, ubicado en la ciudad de El Alto del departamento de La Paz, nace de la cooperación entre la empresa rusa de tecnología nuclear Rosatom y la Agencia Boliviana de Energía Nuclear (ABEN) e hizo posible la construcción de un reactor nuclear como parte del CIDTN, que, al ubicarse en la urbe alteña, se encuentra a unos 4 mil metros sobre el nivel del mar.

La primera instalación del CIDTN es el Complejo Ciclotrón-Radiofarmacia y Preclínica (CCRP), que tendrá la función de brindar radiofármacos para ensayos clínicos a los centros de medicina nuclear, esto permitirá que se realicen más de 5 mil procedimientos médicos para el diagnóstico y tratamiento de diferentes enfermedades oncológicas al año.

De igual manera, el Centro de Irradiación Polivalente (MIRC), equipado con una unidad de rayos gamma industrial, es capaz de tratar más de 70 toneladas de productos agrícolas al día, lo que mejorará su calidad, extenderá su vida útil y aumentará significativamente las exportaciones. Este procedimiento es aplicado en muchos países del mundo ya que es seguro para el consumidor de dichos alimentos tratados con esta nueva tecnología.

Según el medio ruso, RT, el presidente de Rusatom Overseas, Yevgueni Pakermanov, explicó que los estudiantes bolivianos que superaron todo el ciclo de formación en el Complejo Ciclotron, reciben fluorodesoxiglucosa, un medicamento de gran importancia para diagnosticar enfermedades oncológicas.

El centro estará completamente operativo en tres años. Foto: Facebook Agencia Boliviana de Energía Nuclear
El centro estará completamente operativo en tres años. Foto: Facebook Agencia Boliviana de Energía Nuclear

Pakermanov también señaló, que por primera vez en la historia de Bolivia se obtuvo tecnecio, un elemento que es producido en unos cuantos países, ya que requiere ciertas especificaciones tecnológicas.

Ahora el proyecto concluyó con dos etapas de la construcción y la tercera y cuarta etapa ya están en marcha. Se prevé que, para 2025 dicho proyecto, uno de los más grandes de la estatal rusa en América Latina ya tenga en funcionamiento el complejo de reactores y los edificios de laboratorios.

Con esta nueva infraestructura, científicos bolivianos podrán realizar estudios nucleares sin, que nos ayudaran en diversos rubros como la minería, el rubro agrícola y otros estudios.

Artículos Relacionados

+ Artículos

Actualidad • SEP 29 / 2022
Aprehenden a otros tres dirigentes cocaleros