Bolivia.com La Paz Lunes, 03 / Sep / 2018

Marcha cocalera recibe apoyo en La Paz y Gobierno minimiza la marcha

La movilización de cocaleros ingresó a la urbe paceña tras seis días de caminata.

Cocaleros llegan a La Paz. Foto: Más @rtp_bolivia
Cocaleros llegan a La Paz. Foto: Más @rtp_bolivia

La marcha procedente de La Asunta, en Sud Yungas, llegó este lunes a La Paz tras ocho días de caminata y recibió respaldo de estudiantes de la Universidad Pública de El Alto (UPEA) y de gremialistas.

El Gobierno evaluó que la cifra de movilizados está muy por debajo de los anuncios que hicieron los dirigentes y reiteró que la protesta es en defensa de un producto ilegal que se destina al narcotráfico.

Te puede interesar: Evo Morales asegura que irá a primarias en 2019 por decisión del pueblo

Tal como habían anticipado la anterior semana, muy temprano estudiantes de la UPEA se movilizaron para dar alcance a la marcha cocalera que partió de La Asunta en protesta por las tareas de erradicación que dejaron dos cocaleros muertos, varios heridos y dirigentes detenidos, entre ellos el presidente de la Asociación Departamental de Productores de hoja de Coca (Adepcoca), Franclin Gutiérrez.

Los universitarios se reunieron en la avenida Montes y de allí se trasladaron hasta la zona de Villa Fátima, donde se encuentra la sede de Adepcoca, hasta donde se dirige la columna de marchistas de los Yungas. Hasta allí también se trasladó un grupo de gremialistas.

Por su parte, el ministro de la Presidencia, Alfredo Rada señaló que la Asociación de Productores de Coca de La Paz (Adepcoca) habían previsto en sentido de que 35.000 yungueños iban a llegar a la sede de Gobierno, sin embargo, el número de marchistas no se asemeja a lo anunciado.

El titular de la Presidencia también destacó el hecho de que sectores populares, no se han dejado engañar por los "discursos altisonantes" de quienes convocaron para salir masivamente a esta marcha "que defiende la ilegalidad".

"Tenemos reportes que por ejemplo de la Universidad Pública de El Alto (UPEA) son apenas unas 500 personas que se han plegado a la marcha que desde la Cervecería Boliviana protagonizan una movilización, esto quiere decir que ni siquiera esa universidad se dejó engañar por este tipo de convocatorias", señaló.

En cuanto a los gremiales, informó que son "a penas" 150 personas las que Francisco Figueroa ha logrado convocar y lo mismo sucede con otros sectores que de manera "oportunista" intentaron sumarse a esta movilización.

"Ni qué decir de algunas plataformas ciudadanas que el día sábado decidieron igual sumarse a esta convocatoria", lo cual a su juicio resulta "paradójico" el que estas agrupaciones defiendan un objetivo ilegal como es el reconocimiento de cultivos excedentarios de hoja de coca, señaló.

"Entonces lo que podemos afirmar es que esta marcha que se había anunciado multitudinaria, masiva, tumultuosa resulta que no está cumpliendo felizmente sus objetivos, es una movilización que como transcurre en democracia tiene todo el derecho de expresarse. Esperemos que no utilicen a mujeres y niños para tratar de protagonizar actos de violencia", sostuvo.

Rada también reiteró la apertura del Gobierno al diálogo, aunque siempre bajo lo que disponen las leyes respecto a los cultivos ilegales de coca. Respecto al pedido que hacen los cocaleros para que se libere a su dirigente Gutiérrez, dije que ese es un asunto que no se encuentra en menos del Gobierno, sino de la Justicia. 

No dejes de leer: Bolivia y Perú enmarcan puntos del gabinete binacional amazónico 

Bolivia.com