Por: Willmary Montilla • Bolivia.com

Capturados ejecutivos del Banco Fassil por presuntos delitos financieros

Tras una denuncia presentada por el ASFI, la Fuerza Especial de Lucha contra el Crimen (Felcc) aprehendió a cuatro ejecutivos del Banco Fassil.

Algunas sucursales del banco amanecen con custodia policial ante posible intervención de la ASFI. Foto: Twitter Captura @ejutv
Algunas sucursales del banco amanecen con custodia policial ante posible intervención de la ASFI. Foto: Twitter Captura @ejutv

Tras una denuncia presentada por el ASFI, la Fuerza Especial de Lucha contra el Crimen (Felcc) aprehendió a cuatro ejecutivos del Banco Fassil.

Durante este martes 25 de abril, la Policía capturó a cuatro ejecutivos del Banco Fassil tras una denuncia que presentó la Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero (ASFI) por presunta comisión de delitos financieros. Entre los detenidos está el presidente ejecutivo y el gerente general del referido banco. 

Los detenidos fueron identificados como Ricardo Mertens Olmos, presidente ejecutivo de Fassil; Jorge Arturo Chávez, gerente general, Hermes Hugo Saucedo y Hernán Suárez Vaca, ambos ejecutivos. 

La orden de aprehensión fue emitida por la Fiscal, Carmen Guzmán Saldías, de la unidad de delitos patrimoniales. Cabe resaltar que esta captura se genera luego de que los usuarios del Banco, no han podido retirar los ahorros de sus respectivas cuentas y la ola de fallas con sus tarjetas de débito. 

Desde el pasado mes de febrero, la ASFI detectó que en una práctica poco habitual en los bancos que tienen liquidez. Según el acta de amparo constitucional, con fecha del 16 de febrero, la ASFI detalló nueve operaciones de crédito que fueron otorgadas a personas que no tenían solvencia para pagar. 

En este caso, las personas habían quitado al banco unos montos que oscilan entre 21 mil y 35 mil bolivianos. Al paso del tiempo, las operaciones se fueron sobregirando a más del límite. Lo más extraño es que uno de los créditos fueron otorgados a un joven de 19 años que quitó 9 millones de bolivianos. 

Ahora bien, el ente regulador detalló que esa práctica recurrente puso en peligro los depósitos y ahorros de todos los usuarios de la entidad financiera. Tras el primer reporte de que algo ocurría con el banco, muchos clientes, tomaron la determinación de retirar todos sus ahorros del banco. 

Cuando esta situación se generó en una constante, el banco llegó a no tener liquidez para resolver los compromisos. Este martes cuando el banco publicó un comunicado donde ponía disposición sus bienes inmuebles, la incertidumbre creció. 

“Se pone a disposición del público, inversionistas y sector inmobiliario, bienes inmuebles fuera de uso, en uso y adjudicados, con precio en bolivianos, como una forma de apoyar la bolivianización en el país”, detalla el comunicado.

En este sentido, el ministro de Economía, Marcelo Montenegro, había recomendado al banco a gestionar la venta de sus activos para que pudiera salir de la situación de iliquidez en la que se encontraba. Esto generó mayor incertidumbre en los usuarios, quienes se quedaron haciendo vigilia y largas filas en el día para poder retirar sus ahorros del banco.  

Artículos Relacionados

+ Artículos

Lo más leído en Actualidad

Lo más leído en Bolivia.com