Por: Sofía Brañez • Bolivia.com

Un niño venezolano decidió rendir homenaje a las víctimas del tiroteo en Texas, inmortalizándolos en plastilina

Josué Benjamín es un artista venezolano que hace esculturas en plastilina y decidió homenajear a los 19 niños que perdieron la vida en Texas apenas se enteró de lo sucedido el pasado martes.

Josué Benjamín sosteniendo sus esculturas en homenaje a los 19 niños que perdieron la vida en Texas. Foto: Instagram
Josué Benjamín sosteniendo sus esculturas en homenaje a los 19 niños que perdieron la vida en Texas. Foto: Instagram

Josué Benjamín es un artista venezolano que hace esculturas en plastilina y decidió homenajear a los 19 niños que perdieron la vida en Texas apenas se enteró de lo sucedido el pasado martes.

Josué Benjamín es un niño venezolano al que le gusta el arte y al enterarse de la masacre en la escuela primaria de Texas, decidió rendir homenaje a las víctimas, formando muñequitos de plastilina de los 19 niños que fueron asesinados en Estados Unidos a inicio de esta semana.

Josué escuchó de la terrible noticia desde Venezuela y no se mostró indiferente, ya que fue conmovido por el trágico suceso y se concentró en la imagen de cada niño que perdió la vida para luego poder representar a cada uno de los pequeños en plastilina, que es su forma de arte con las manos. 

Lo que dijo Josué es que "Yo creo que los niños son el regalo de Dios más hermoso de la tierra. Lo veo como si fuéramos pequeñas estrellitas que alumbran a cada una de las personas". Él centa que fue cuando volvía de la escuela que se enteró de la noticia y que fue entonces que decició rendirle honor a cada uno de ellos "hacerles su escultura, para que todos podamos recordarlos. Lo siento mucho" es lo que dijo el pequeño venezolano.

Existe una fotografía en redes donde se identifica a cada uno de los 19 menores que fueron asesinados y fue esta la imagen de referencia que usó Josué para hacer los bustos de todas las víctimas que hubo en Texas.

Los menores eran niños que estaban entre los siete y diez años y todos ellos se encontraban en una misma aula el día del tiroteo, el martes 24 de mayo, cuando la escuela primaria de la localidad de Uvalde en Texas fue atacada por un joven de 18 años, Salvador Ramos, quien atacó entrando con dos armas, rifles que compró legalmente y ahora vuelven a sacar a la luz el debate de los permisos para adquirir armas en Estados Unidos.

Artículos Relacionados

+ Artículos