Por: Redacción Vida Sana - Prensa Emma Sleep • Bolivia.com

¡Dulces sueños! Consejos de expertos para dormir bien en vacaciones

En vacaciones, el descanso puede verse afectado por los malos hábitos que adquirimos durante el año; por eso, expertos te dicen qué debes hacer para dormir bien en esta temporada.

Algo que puede perturbar el buen dormir en vacaciones será el cambio de hábitos. Foto: Shutterstock
Algo que puede perturbar el buen dormir en vacaciones será el cambio de hábitos. Foto: Shutterstock

En vacaciones, el descanso puede verse afectado por los malos hábitos que adquirimos durante el año; por eso, expertos te dicen qué debes hacer para dormir bien en esta temporada.

Al pensar en la época vacacional vienen a la mente los viajes, los buenos momentos en familia, el descanso, y claramente, en recuperar el sueño perdido, pero el buen dormir va mucho más allá. Para garantizar un completo disfrute se debe pensar desde la comodidad, buen soporte corporal, hasta los tratamientos y hábitos para descansar completamente.

A nivel físico debemos tener en cuenta que el colchón y almohada que usemos, serán claves para distribución del peso y completo reposo del cuerpo, según expertos de una reconocida empresa alemana especializada en la fabricación de colchones y otros productos del descanso, un mal colchón podría "causar dolor de espalda a corto plazo y daño espinal a largo plazo", esto se debe a la mala distribución de cargas que puede tener el producto usado. 

Pero además de ello dependiendo en el lugar en el que estemos, sentiremos más o menos calor, por lo que es necesario que el colchón tenga "buena circulación de aire" para así evitar el crecimiento de moho y chinches, que pueden provocar enfermedades.

Por otro lado, algo que puede perturbar el buen dormir en vacaciones será el cambio de hábitos, esto se atribuye al reloj circadiano central, el cual indica el momento en que el cuerpo requiere dormir, está ubicado en el cerebro y se conecta con otros órganos para captar señales como la luz, sensaciones térmicas y otras necesidades del organismo antes de prepararse para descansar. 

Al estar en otro ritmo de vida y en lugares que no son familiares, el sueño se vuelve inestable y será más difícil conciliarlo, por ello los expertos de dicha compañía y una experta recomiendan:

  • Temperatura de 18,3° en el lugar para dormir.
  • Hacer ejercicio al menos 30 min/día (procura que no sea un horario cercano a la hora de dormir).
  • Establece una hora de acostarte lo suficientemente temprano para que puedas dormir al menos 7 u 8 horas.
  • Evita las bebidas alcohólicas antes de acostarte.
  • Evita las comidas y bebidas abundantes o pesadas a última hora de la noche.
  • Evita (si es posible) los medicamentos que retrasan o alteran tu patrón natural de sueño.
  • No duermas siestas después de las 3 pm.
  • Establece una rutina relajante a la hora de acostarte.
  • Tómate un tiempo para relajarte y calmarte antes de irte a la cama (¡no viendo la televisión!).
  • Si no te duermes después de 20 minutos, levántate de la cama, haz una actividad tranquila sin mucha exposición a la luz. 
  • Tener la exposición correcta a la luz solar por la mañana.

Si estás fuera de casa y no has logrado dormir y descansar como quisieras puedes recurrir a tratamientos naturales, siempre y cuando no manifiestes ningún tipo de alergias, como la valeriana, ya que actúa como un relajante natural, que permite al organismo entrar fácilmente en reposo. Su efecto no es inmediato, pero la introducción gradual en el sistema mejora la calidad de sueño, pues contiene calcio, magnesio, ácidos grasos esenciales, betacaroteno y vitamina B.

Otras vitaminas implementadas suelen ser la melatonina que ayuda a regular los ciclos de vigilia y sueño, puede conseguirse en farmacias o en alimentos con cantidades mínimas (verduras, frutas, cereales y carne). La vitamina D, puede ser del sol o de alimentos (lácteos, jugos, aceites de pescado y yemas de huevo), según múltiples estudios la deficiencia de esta vitamina en el organismo puede ligarse con la falta de sueño especialmente en personas mayores de 50 años.

Finalmente, el consumo de vitamina E, calcio y magnesio, puede ayudar con los ciclos del sueño, pues es precisamente la falta de estos dos últimos provoca interrupciones durante la noche, desencadenando el insomnio. Dormir en un buen colchón y tener hábitos saludables son pasos claves para el disfrute de las vacaciones y recargar tus energías.

Artículos Relacionados

+ Artículos