Por: Sofía Brañez • Bolivia.com

Dan prisión preventiva a policías acusados de extorsionar a un ciudadano colombiano

Policías irán a Palmasola para cumplir 90 días de detención preventiva por la presunta extorsión a un colombiano en Montero el día del asesinato de los tres oficiales en Porongo.

Imagen de referencia. Foto: Youtube
Imagen de referencia. Foto: Youtube

Policías irán a Palmasola para cumplir 90 días de detención preventiva por la presunta extorsión a un colombiano en Montero el día del asesinato de los tres oficiales en Porongo.

La justicia ha determinado tres meses de cárcel para los dos policías acusados de haber cobrado un soborno de 6.000 dólares y un celular a un ciudadano colombiano el pasado 21 de junio, el mismo día que se ejecutó a tres policías en porongo.

El ciudadano colombiano que ahora está de vuelta en su país, Jhon Walter Tibaduiza, estaba siendo buscado como imlicado en el asesinato que ocurrió en el municipio de Porongo y cuenta cómo dos policías le habían "sacado" dinero y le dijeron que se vuelva a su país.

Este jueves fueron atrapados ambos uniformados y la jueza 1ro. de Instrucción Anticorrupción, Albania Chané Caballero Saavedra, indicó que, por la probabilidad de autoría, por los riesgos procesales de fuga y obstaculización en las investigaciones, los dos funcionarios de la policía fueron enviados con detención preventiva a la cárcel de Palmasola.

Las autoridades corroboraron que ambos uniformados estabam en el retén de Puesto Méndez, donde al parecer habrían extorsionado al ciudadano colombiano, en el municipio de Montero.

Este viernes en la mañana se procedió a desarrollar la audiencia cautelar a los dos policías desde las 10:00 y se declararon como inocentes, desmintiendo la supuesta extorsión o el mismo hecho de haber visto al colombiano.

“Ellos indican que son inocentes, que realizaban su trabajo de rutina y que en ningún momento cometieron los hechos, pero el Ministerio Público presentó como pruebas la declaración de testigos y cámaras de seguridad, aunque no se ven que estén recibiendo dinero, se ve el momento en que  toman contacto con la movilidad”, dijo la jueza Albania Chané.

La jueza también explicó que se trata de una detención preventiva mientras se esclarecen los hcechos, pero no es una condena que deban cumplir como culpables de algún delito.

Se agregó que hasta ahora no se han podido identificar a los dos oficiales ni al colombiano en las cámaras de vigilancia de la zona, pero se siguen tomando declaraciones de funcionarios que trabajaban en el mismo retén y de otros testigos.

Artículos Relacionados

+ Artículos