Bolivia.com La Paz Jueves, 06 / Sep / 2018

6 lugares que tienes que visitar en La Paz

La Paz está construida en un enorme boquete en la tierra a 4.000 metros sobre el nivel del mar y aquí te contamos porqué no puedes dejar de visitarla.

6 lugares que tienes que visitar en La Paz
6 razones para conocer La Paz Bolivia. Foto: Shutterstock

La Paz no es la capital de Bolivia, pero es la ciudad más importante del país y allí se encuentra el Palacio de Gobierno, conocido entre los locales como Palacio Quemado por un terrible incendio que casi lo destruye en 1875; y también cobija en una de sus plazas a los Poderes Legislativos, Ejecutivos y Electorales. 

Ubicada en la frontera entre la tierra y el cielo, se eleva hasta los 4.000 metros sobre el nivel del mar y presume poder tocar las nubes desde cualquiera de sus calles o desde su teleférico que transporta a locales y viajeros por encima de la ciudad.

Te puede interesar: 7 paisajes bolivianos que parecen de otro planeta

La Paz merece ser recorrida, a paso lento. Los colores, los sonidos, las sonrisas y la gente hacen de esta ciudad un lugar ideal para conocer. Por eso, en Bolivia.com decidimos mostrarte ¿por qué deberías visitar La Paz si vas a Bolivia?

6. Mercado de Brujas

Detrás de la Plaza Mayor se encuentra el mercado de brujas. Si bien se ven más turistas que locales y los precios están un poco elevados, sigue siendo barato.

En este lugar se consiguen desde artesanías en madera, máscaras, ropa de alpaca, instrumentos de música y todo lo que tiene que ver con los típicos diseños coloridos de Bolivia. Es un imperdible para el último día de viaje, porque te vas a llevar muchísimas cosas.

5. Urban Rush

Esta disciplina consiste en lanzarte desde un edificio de 17 pisos (que en realidad es el Hotel Presidencial) atado con arneses y sogas. Este estilo solo está presente en La Paz y en Australia. 

¿Cómo practicarlo?

Tal vez la parte más compleja y a la que todo viajero debe animarse es a pararse en el borde la plataforma y ubicarse a 90º con respecto a la pared. Después de eso solo tendrás que dar pequeños saltos de rana hasta llegar al punto donde decidas hacer caída libre de 25 metros o seguir lentamente hasta la calle, tu destino final.

4. Valle de La Luna

De acuerdo con los paceños, el astronauta Armstrong fue quien le puso ese nombre a las formaciones rocosas que se encuentran a 9 km del centro de La Paz.

El mini-bus 902 y el 273 que pasa por la Av. 6 de Agosto va para ese lado. En el cartel tiene que decir Mallasa. La entrada al Valle de La Luna cuesta 15 bolivianos (2 dólares) y una vez adentro hay dos circuitos, uno de 15 y otro de 45 minutos, ambos muy fáciles de hacer a pie. Un lugar muy recomendado para trabajar.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Moon Valley - La Paz. #moonvalley #valledelaluna #valledelalunabolivia #lapaz #mallasalapaz

A post shared by Mr.Vega Life (@mr.vegalife) on

3. Teleférico

Quienes visitan La Paz podrán gozar del moderno y eficiente teleférico. En realidad son varias líneas. La verde que va a la zona sur y la amarilla y roja que van a distintos puntos de El Alto, la famosa zona desde donde se ve toda la ciudad.

El pasaje cuesta 3 bolivianos (0,50 centavos de dólar). Funciona de 6 am hasta las 23 horas, a excepción de los días domingos que termina a las 21 hs. De acuerdo con varios turistas, el mejor momento para subir es al atardecer cuando el Illimani (montaña con nieve) se ve en tonos pasteles.

2. Cholets

Un día el arquitecto Freddy Mamani decidió cambiarle la cara a La Paz y Cochabamba y comenzó a construir casas y edificios con un estilo muy particular. Muchos lo llaman barroco galáctico, pero lo cierto es que estas casas de hasta veces 6 o 7 pisos pueden llegar a costar entre 1 o 3 millones de dólares. Se pueden ver en el barrio de Villa Adela. 

Desde la avenida 6 de marzo, en El Alto, hay que tomar el bus “lechuga”, como le dicen los locales al bus verde. Después de que deja atrás el aeropuerto internacional son un par de minutos más. Decile al chófer que te deje en el Cholet “Imperio del Rey”, uno de los más conocidos. 

1. Pelea de Cholitas

Para llegar hasta el Multifuncional tienes que tomar el teleférico línea roja en la Estación Central. Te bajas en la estación 16 de julio del barrio El Alto y caminas hacia la izquierda unos 500 mts. 

La entrada para locales cuesta 20 bolivianos pero para extranjeros sube a 50 bolivianos. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Are you ready to RUMBLE?! A Cholita wrestling match may be one of the most entertaining Sunday (or Thursday) nights you can spend in El Alto / La Paz, #bolivia. Think a mix between @glownetflix and #LucaLibre. There’s an obvious good v. evil narrative in every match.(SPOILER ALERT: good always gets the crap beaten out of it, then wins.) The lively local crowd throws popcorn, coke bottles (one almost hit my head). Sit anywhere near the ring and you will get sprayed with some kind of liquid. All part of the experience! Background: Cholitas are indigenous Aymara and Quechua women known for having flare for days, with their velvet tiered skirts, felt bowler hats, and long braided hair. Bolivia is a majority indigenous country, but its cholitas have long endured racism and the highest domestic violence rates in Latin America and the Caribbean, according to a 2012 report from the Pan American Health Organization. Wrestling began 17 years ago as a gimmick from promoter Juan Mamani, but quickly became a way for this population to take out their frustrations on the indignities they were suffering in the world and at home. In the ring, they could show that women were as strong or stronger than men. Though initially exploited, the athletes rebelled and formed their own female-centric league, which is what you see here. Mad respect to these women, who were twice as fierce as any men in the ring... and in one case fought against a masked man wearing a bra, trying to appear like a woman. #52places2018 #lapaz #elalto #cholitas @stang33 @marion_berries

A post shared by Jada Yuan (@alphajada) on

¿Y tú, qué esperas para visitar La Paz?

No dejes de leer: 7 maravillas naturales de Bolivia

Paula Andrea Barajas Fuquen - Bolivia.com