Bolivia.com La Paz Miércoles, 04 / Abr / 2018

¿Cómo mejorar tus ventas inmobiliarias?

Aquí te compartimos las ideas más aplicadas para optimizar el servicio en Bienes Raíces.

¿Cómo mejorar tus ventas inmobiliarias?
Foto: Referencia/ Pixabay

La venta de inmuebles tiene sus trucos, tanto para una inmobiliaria, agente inmobiliario o como para un propietario particular. Vender departamentos, casas, y terrenos tiene un potencial en el mercado que hay que saber aprovechar, para beneficio tanto de vendedor como del comprador. 

Por esta razón y en base a la experiencia de numerosos profesionales del mercado, compartimos las ideas más aplicadas para optimizar el servicio en Bienes Raíces.

Te puede interesar: Nuevo billete de 10 bolivianos comenzará a circular en esta fecha

Seguro ya lo sabes pero siempre se puede mejorar

Por ejemplo, todos sabemos que además de tener la intención de vender una propiedad, hay que informarle al mundo que está en venta. Los matices en el momento de hacer el aviso clasificado puede inclinar la atención de un futuro comprador a que te llame a ti en lugar de a otro, o que al menos hable contigo primero antes de probar otras opciones. Este y otros detalles hacen la diferencia:

Información completa y de calidad: Por más atractiva que sea una propiedad, si el aviso donde publicas el inmueble no es tan bueno como la propiedad, no atraerá la atención del usuario ni la retendrá. La información debe estar completa y clara, debes colocarte en la posición de quien busca. ¿Qué quisieras saber? ¿Qué preguntarías? Además un teléfono o mail de contacto para responder ante cualquier duda es fundamental, y sobre todo debes tener una capacidad rápida de respuesta. El tiempo que demoras en responder es el tiempo que puede hacer que consulten a otro. Ayuda colocar un horario de atención.

Ubicación y precio: Son las dos cosas básicas que un interesado de calidad desea saber. Si estos datos no están claros y a la vista, pierdes a tus mejores clientes. Por eso es altamente recomendable colocar la ubicación exacta de tu propiedad en el mapa, y no olvides mencionar los servicios y puntos de referencia cercanos, la información es muy valiosa para quienes no conocen la zona donde se encuentra la propiedad. En cuanto al precio, “consultar precio” es tu peor enemigo. El costo de la vivienda debe estar claro, y así logras que quienes se acercan no vienen solo a preguntar lo esencial.

Fotos: Un aviso sin fotos es lo mismo que no publicitar nada. Si quieres vender tu propiedad, debe haber al menos 5 fotos y de buena calidad. Usa el “staging” (armar la escena para subrayar el potencial de la casa). Cuida el encuadre, la luz, que todo se vea en orden. Apuesta a fotos panorámicas sobre todo si hay una buena vista desde la terraza o balcón, muestra todos los ambientes, desde diferentes ángulos, cuida de que no aparezcan objetos personales (nada de cepillos de dientes usados en las fotos del baño, o una peineta olvidada sobre la cama). 

Y por si no lo sabías...

El uso de algunas herramientas puede hacer que dentro del público interesado de calidad, apuntes a un sector específico. Esto es beneficioso para ambas partes: el potencial comprador no pierde su tiempo investigando un inmueble que al final no es lo que necesita, y tú te aseguras de que quien se acerca está buscando exactamente lo que ofreces. 

Video: El uso de esta herramienta es muy útil, cada vez más, sobre todo ahora que está potencializado con tecnología dron, puedes filmar tu casa desde el aire. Con una GoPro puedes hacer un recorrido virtual por la casa, incluso filmar debajo del agua si la propiedad tiene piscina.

Estás vendiendo más que una casa, vendes un hogar: Nunca lo olvides, es importante tener siempre en mente que una propiedad es mucho más que solo eso, es una solución, un hogar, un proyecto de vida, importantes momentos inolvidables para una persona o una familia. Es un evento determinante en la vida de una persona, y hay que tratarlo como tal.

¿Cuál es tu público?: Si sabes las motivaciones del cliente que se encuentra detrás de la búsqueda, puedes anticiparte a sus dudas, y brindarle las soluciones incluso antes de que te las plantee. Entender realmente qué hogar quiere y para qué.

¿Quién eres?: Como inmobiliaria o agente inmobiliario, debes dejar tu marca en lo que haces, algo que te diferencie del resto y que cada comprador se lleve consigo luego de consumada la venta. Tu mejor publicidad es cuando se corre la voz de que destacas por encima del resto. Por eso tener algunas atenciones durante la venta y también después de ella, habla mucho de ti. Estar disponible por cualquier consulta, comprometerte a conseguir la información que se te pida si no la tienes en ese momento, y hacerle un pequeño regalo al futuro propietario una vez finalizada la venta, son detalles que le dirán al mundo quién eres, lo que haces y cómo lo haces. Puede ser una planta, un juguete para su hija o hijo, algo para la nueva casa… Usa tu creatividad.

El mercado inmobiliario está en completo crecimiento y siempre se renueva, por eso prestar atención a los matices que se van sumando te convierte en un mejor vendedor.

Infocasas.com.bo