Por: Micaela Sanjines Ordóñez • Bolivia.com

Imputan al dirigente cocalero Cesar Apaza, por lesionar a una mujer policía durante su aprehensión

La policía habría recibido tres días de impedimento por las lesiones provocadas en medio de la aprehensión de Apaza en septiembre de 2022.

La abogada de Apaza, mostró indignación pues aseguró que el dirigente fue quien sufrió agresiones. Foto: Facebook Radio FmBolivia
La abogada de Apaza, mostró indignación pues aseguró que el dirigente fue quien sufrió agresiones. Foto: Facebook Radio FmBolivia

La policía habría recibido tres días de impedimento por las lesiones provocadas en medio de la aprehensión de Apaza en septiembre de 2022.

La abogada defensora del dirigente cocalero de los Yungas, Cesar Apaza, informó que la Fiscalía inició un nuevo proceso en contra de Apaza, por presuntamente lesionar a una policía mujer durante su aprehensión en septiembre de 2022.

Cossio cuestionó esta nueva imputación, pues aseguró que en vez de haber sido aprehendido Apaza fue “secuestrado” por un contingente de al menos ocho efectivos policiales, que además lo ataron de manos y pies. La jurista además mostró indignación pues afirmó que quien fue golpeado por los uniformados fue Apaza.

La abogada señaló que la policía recibió tres días de impedimento por la presunta agresión. En ese sentido la Fiscalía pidió la detención domiciliaria del dirigente de los cocaleros de los Yungas de La Paz. Cossio además informó que se impugnará la imputación pues considera que no tiene sustento.

Apaza fue aprehendido el 22 de septiembre de 2022, luego de que la Policía Boliviana efectuara un operativo mediante el cual ingresaron a las instalaciones del mercado de la coca ubicado en la zona de Villa Fátima en horas de la madrugada.

En ese entonces los cocaleros denunciaron que la Policía habría usado gases lacrimógenos para ingresar al lugar y llevarse a Apaza de manera violenta. De igual manera señalaron que los ocho policías llegaron a la sede de Adepcoca en un auto sin placas por lo que el dirigente puso resistencia y fue golpeado y arrastrado por los efectivos.

Familiares de Cesar Apaza denunciaron también que el dirigente sufrió torturas físicas al ser arrestado y mientras permanecía en celdas de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC). Fue así que a través de un examen médico forense se verificó que el dirigente cocalero presentaba lesiones en seis partes de su cuerpo.

Apaza ahora permanece en el penal de Chonchocoro, donde además sufrió una embolia, aparentemente producto de los golpes que le fueron propinados durante su arresto. Sin embargo, ahora Apaza cuenta con un nuevo proceso en su contra, el cual deberá enfrentar mientras permanece privado de libertad, por una serie de delitos relacionados con la toma y quema del mercado paralelo de la coca.

TAGS: César Apaza

Artículos Relacionados

+ Artículos

Actualidad • ABR 22 / 2024
Bolivianos solo pagan en efectivo

Lo más leído en Actualidad

Lo más leído en Bolivia.com